6 cambios importantes en el estilo de vida de las mujeres para prevenir la osteoporosis y la pérdida ósea

Comparta con familiares y amigos:

Los huesos juegan un papel importante al proporcionar fuerza y ​​apoyo al cuerpo y nos ayudan a movernos, estar de pie y llevar nuestra vida con tranquilidad. Almacenan los minerales necesarios y también albergan la “médula ósea”, que ayuda en la producción de células sanguíneas que desempeñan un papel importante en varias funciones del cuerpo. Los huesos se reparan y remodelan durante toda nuestra vida; cuando somos jóvenes, el cuerpo reconstruye más tejidos de los que destruye, pero a medida que envejecemos, el proceso se ralentiza. (Lea también: Comer ciruelas puede ayudar a proteger a las mujeres mayores contra los huesos débiles o quebradizos: estudio)

En el caso de las mujeres, la pérdida ósea se acelera después de la menopausia y, en algunos casos, la pérdida es significativa, lo que podría conducir a una afección llamada osteoporosis, que es más común en mujeres que en hombres.

Por lo tanto, mantener la salud ósea debería ser la prioridad para todos, especialmente para las mujeres, para compensar la pérdida ósea relacionada con la edad. Seguir un estilo de vida saludable con actividad física, alimentos nutritivos, evitar fumar y beber puede asegurar que los huesos se mantengan saludables por mucho tiempo.

El Dr. Sumit Kumar, Consultor Asociado, Instituto de Trastornos Musculoesqueléticos y Ortopedia, Medanta Gurugram le dijo a HT Digital las razones de la mala salud ósea en algunas mujeres:

* El consumo excesivo de alcohol, tabaco, alimentos procesados, refrescos, junto con la falta de calcio y vitamina D puede hacer que los huesos se vuelvan quebradizos y débiles.

* La falta de ejercicio físico y movimiento puede provocar inflamación en las articulaciones.

* Las mujeres también tienden a sufrir una pérdida de masa ósea a medida que envejecen, porque sus niveles hormonales (estrógeno y progesterona) tienden a variar. Es importante tener en cuenta que la pubertad, el embarazo, la lactancia y la menopausia afectan la fortaleza de los huesos. Si la estructura esquelética del cuerpo es débil, la más mínima caída o lesión puede provocar fracturas, lo que dificulta la movilidad.

El Dr. Kumar también sugiere consejos efectivos para que las mujeres mantengan la salud de sus huesos en todo momento:

Haz actividad física: Los ejercicios como caminar, trotar y subir escaleras pueden ayudar a desarrollar huesos fuertes y retrasar la progresión de la pérdida ósea. Es recomendable comenzar a seguir estas actividades en la etapa temprana de la vida.

Ingesta de vitamina D: La vitamina D ayuda en la absorción de calcio en el cuerpo y desempeña varias funciones para mejorar la salud ósea. La vitamina D baja es una indicación de una densidad ósea más baja y aumenta el riesgo de pérdida ósea. La fuente más rica de vitamina D es la luz solar seguida de una dieta que incluya pescado graso, huevos (yemas), cereales, productos lácteos, jugo de naranja y leche de soya.

Coma una dieta rica en calcio: Una dieta rica en calcio ayuda a desarrollar la densidad ósea. La dieta debe incluir productos lácteos, pescado, almendras, brócoli, tofu, etc., que son alimentos importantes que contribuyen a la salud de los huesos. La reducción de los niveles de calcio se refleja directamente en los huesos. El calcio bajo conduce a la osteoporosis, huesos quebradizos y fracturas repentinas.

Di no al alcohol: El alcohol reduce la capacidad del cuerpo para absorber calcio, lo que conduce a una baja densidad ósea. Se recomienda reducir los hábitos poco saludables para lograr huesos sanos durante un período más largo.

Reduzca el consumo de sal: El aumento de la ingesta de sal puede contribuir a disminuir los niveles de calcio y aumentar la pérdida ósea. Las mujeres, especialmente después de la menopausia, deben consumir menos alimentos procesados ​​y enlatados que suelen tener un alto contenido de sal.

Evite el consumo excesivo de cafeína: La cafeína conduce a la excreción de calcio del cuerpo más rápidamente y debe consumirse con moderación, es decir, dos tazas al día.

“Si bien es importante seguir las medidas anteriores, las pruebas de detección también son imprescindibles para garantizar la salud de los huesos. Las pruebas de detección deben comenzar antes de los 30 años, y las personas con antecedentes familiares de huesos débiles deben someterse a pruebas de detección dos veces al año para evitar riesgos”, dice. Doctor Kumar.

Comparta con familiares y amigos:

Artículos relacionados

Donna Summer: décimo aniversario de la muerte de la leyenda disco

Donna Summer: décimo aniversario de la muerte de la leyenda disco

"I love to love you baby..." cantó Donna Summer en 1975, iniciando prácticamente sin ayuda la moda disco. Hoy en día, mundialmente famosa, la canción causó un escándalo en su lanzamiento original. Muchas estaciones de radio se negaron a reproducirlo, no por su...