La mala vista se confunde injustamente con el deterioro del cerebro

Comparta con familiares y amigos:

Millones de personas mayores con mala visión corren el riesgo de ser diagnosticadas erróneamente con deficiencias cognitivas leves, según un nuevo estudio de la Universidad de Australia del Sur.

Las pruebas cognitivas que se basan en tareas dependientes de la visión podrían estar sesgando los resultados en hasta una cuarta parte de las personas mayores de 50 años que tienen problemas visuales no diagnosticados, como cataratas o degeneración macular relacionada con la edad (AMD).

La degeneración macular relacionada con la edad es una de las principales causas de pérdida de visión en las personas mayores. No causa la pérdida completa de la visión, pero afecta gravemente la capacidad de las personas para leer, conducir, cocinar e incluso reconocer rostros. No tiene relación con la cognición.

Los investigadores de UniSA reclutaron a 24 participantes con visión normal para completar dos pruebas cognitivas, una que involucraba tareas reactivas dependientes de la visión y la otra basada en la fluidez verbal.

Utilizando un conjunto de gafas para simular AMD, los participantes obtuvieron una puntuación mucho más baja en la prueba cognitiva que implicaba tareas de tiempo de reacción que sin las gafas. No hubo diferencia estadística con las pruebas de fluidez verbal al usar las gafas.

El estudio ha sido publicado en Scientific Reports.

La candidata a doctorado de UniSA, Anne Macnamara, quien dirigió el estudio, dice que los resultados son un claro recordatorio de que las discapacidades visuales, que afectan aproximadamente a 200 millones de personas en todo el mundo mayores de 50 años, afectan injustamente los puntajes cognitivos cuando las pruebas involucran habilidades visuales.

“Un puntaje erróneo en las pruebas cognitivas podría tener ramificaciones devastadoras, lo que llevaría a cambios innecesarios en las circunstancias sociales, financieras, laborales o de vida de una persona”, dice Macnamara.

“Por ejemplo, si un puntaje erróneo contribuyó a un diagnóstico de deterioro cognitivo leve, podría desencadenar problemas psicológicos que incluyen depresión y ansiedad.

“Las personas con AMD ya están experimentando múltiples problemas debido a la pérdida de la visión y una evaluación cognitiva inexacta es una carga adicional que no necesitan”.

Las deficiencias visuales a menudo se pasan por alto en los entornos clínicos y de investigación, dicen los investigadores de UniSA, y la visión reducida se subestima en hasta el 50 por ciento de los adultos mayores.

Y dado que se espera que esta cifra aumente de acuerdo con el envejecimiento de la población, es fundamental que los investigadores neurodegenerativos controlen la visión al evaluar la cognición de las personas.

“Las aplicaciones móviles ahora se pueden usar para superponer impedimentos visuales simulados en materiales de prueba cuando se prueban sus estímulos”, dice Macnamara.

“Además, los investigadores pueden incorporar tareas de detección rápidas y sencillas antes de que las personas realicen pruebas cognitivas. Las tareas verbales siempre deben ser parte de la evaluación también”.

Fuente de la historia:

Materiales proporcionados por Universidad de Australia del Sur. Nota: el contenido se puede editar por estilo y longitud.

Comparta con familiares y amigos:

Artículos relacionados

Ver cómo se procesa el olor en el cerebro

Ver cómo se procesa el olor en el cerebro

Un dispositivo de emisión de olores especialmente creado, junto con el análisis basado en el aprendizaje automático del electroencefalograma registrado en el cuero cabelludo, ha permitido a los investigadores de la Universidad de Tokio ver cuándo y dónde se procesan...