Luna más grande del sistema solar

5/5 - (1 voto)

Comparta con familiares y amigos:

5/5 - (1 voto)

Ganímedes es la más grande de las lunas de Júpiter, además es la más grande del sistema solar con un diámetro de cinco mil doscientos sesenta y dos kilómetros, aproximadamente tres mil doscientas ochenta millas, por lo que si Ganimedes orbitase alrededor del sol en vez de hacerlo alrededor de Júpiter, esta podría ser clasificada como un planeta, al igual que Calisto, Ganimedes está compuesto de un núcleo rocoso con un manto de agua y hielo y una corteza de roca y hielo, además el manto de Ganimedes está compuesto probablemente de hielo y silicatos, su corteza es una gruesa capa de agua congelada. Te hablaremos sobre la Luna más grande del sistema solar.

Ganimedes no tiene atmósfera conocida, pero recientemente se ha detectado ozono en su superficie, es una cantidad pequeña comparada con la de la tierra, esta se produce en la medida que las partículas cargadas atrapadas por el campo magnético de Júpiter se precipitan sobre la superficie de Ganimedes, por lo que cuando estas partículas cargadas penetran la corteza helada, rompen las moléculas de agua produciendo ozono, por lo que su proceso químico apunta que Ganimedes posee una tenue atmósfera de oxigeno como la detectada en Europa. Mira la Luna más grande del sistema solar.

Ganimedes tiene montañas, valles, cráteres y ríos de lava, además está moteado por regiones iluminadas y oscuras, en las regiones oscuras presenta un gran número de cráteres lo que indica un origen antiguo, además las regiones claras muestran un tipo diferente de terreno, con cordilleras y depresiones.

Luna más grande del sistema solar

Luna más grande del sistema solar

Desde que Galileo Galilei la descubriera en enero de mil seiscientos diez, Ganímedes ha sido foco de observación repetida, primero por los telescopios terrestres y más tarde por las misiones de sobrevuelo y las naves espaciales en órbita alrededor de Júpiter.

Los diversos estudios muestran un mundo helado, complejo cuya superficie se caracteriza por el contraste entre sus dos principales tipos de terreno: las antiguas regiones oscuras, con cráteres, y las regiones más claras, algo más jóvenes, marcadas con surcos y crestas.

La superficie de Ganímedes es más de la mitad del tamaño de toda la superficie terrestre de la Tierra, por lo que existe una gran diversidad de lugares para elegir, por lo que esta luna muestra características antiguas y otras de mundos recién formados.

Se ha demostrado que Ganímedes podría ser un planeta más, pues es grande, tanto que es considerada como la luna más grande de todo el sistema solar, es más grande que Mercurio y solo un poco más pequeña que Marte, en esta ocasión el tamaño sí importa, pues si en lugar de orbitar alrededor de Júpiter lo hiciera alrededor del Sol, se podría haber considerado este satélite como un planeta más del sistema solar. Es interesante hablar sobre la Luna más grande del sistema solar.

Tiene campo magnético, lo que ayuda a entender por qué podría ser considerado como un planeta si orbitase alrededor del Sol, pues no solo es un cuerpo con un tamaño cercano al de Marte sino que a diferencia de aquél, este cuenta con su propio campo magnético.

Por lo que Ganímedes es el único satélite de todo el sistema solar que tiene su propio campo magnético, aunque debido al efecto de atracción que ejerce Júpiter sobre él y al impacto de su enorme campo magnético aquél queda reducido a un nivel mínimo.

Ganímedes es definido como un satélite similar a la Tierra en algunos aspectos, por lo que es un cuerpo sólido, formado únicamente por silicatos y con un núcleo fundido rico en hierro, además tiene diferentes capas de hielo bajo su superficie, además la existencia de un océano de agua salada ha disparado las hipótesis que apuntan a la posible existencia de un medio óptimo para soportar formas de vida simples, pero no hay nada confirmado, pues son múltiples y variadas las investigaciones que se realizan continuamente. La luna más grande del sistema solar es muy interesante.

Características especiales y particulares

Características especiales y particulares

La temperatura promedio en la superficie de Ganímedes ronda entre los ciento trece y los ciento ochenta y tres grados bajo cero durante el día, pero puede llegar a medias de ciento noventa y tres grados bajo cero durante la noche, es lógico que las temperaturas son totalmente hostiles, así que es prácticamente imposible que exista vida en su superficie. Sin embargo, el frío extremo y su campo magnético han hecho posible la existencia de casquetes polares en este satélite.

Ganímedes se encuentra muy lejos del Sol y no tiene una atmósfera lo bastante densa como para ejercer una función protectora, dos claves que explican esas temperaturas tan extremas, además se ha confirmado que dicho satélite tiene una atmósfera muy delgada, ésta contiene oxígeno, un elemento que se obtiene por el efecto que la radiación solar genera en el hielo que se encuentra en su superficie, ya que separa las moléculas de hidrógeno y de oxígeno.

Ganímedes orbita alrededor de Júpiter a una velocidad de treinta y nueve mil ciento sesenta y cinco kilómetros por hora, por ello tarda siete días y tres horas en completar una vuelta completa a dicho planeta, este satélite está afectando por un profundo efecto de atracción, lo que hace que en todo momento solo muestre una misma cara visible a Júpiter.

La tonalidad que presenta Ganímedes es sin duda uno de los aspectos más atractivos de este satélite, esto le confiere un encanto único, compuesta principalmente de silicatos y hielo, además el cuarenta por ciento de su superficie es oscura y presenta una gran cantidad de cráteres, lo que confirma el impacto continuado de asteroides, mientras que el sesenta por ciento restante presenta un aspecto más claro y llega a mostrar patrones delicados.

Se parece a la Tierra, más que Marte o Venus y es que dentro del sistema solar tenemos tres grandes grupos de planetas que nos permiten hacer una organización básica, existen los planetas terrestres o rocosos como Mercurio, Venus, Tierra y Marte, además los planetas gaseosos como Júpiter, Saturno, Urano y Neptuno y los planetas enanos como Plutón.

Ganímedes también es un medio extremo, pero presenta puntos de encuentro con la Tierra, pues tiene campo magnético, una atmósfera con oxígeno, un océano líquido y restos de lava solidificada en su superficie que confirman la existencia de placas tectónicas. – Luna más grande del sistema solar –

Una gran luna con gran cantidad de agua salada en su interior

Una gran luna con gran cantidad de agua salada en su interior

Galileo Galilei descubrió Ganímedes el mismo día que descubrió las lunas Europa, Ío y Calisto, además esta fue bautizada en su momento como Júpiter III, un nombre que se mantuvo hasta que el matemático y científico alemán Johannes Kepler sugirió cambiarlo a Ganímedes.

Es muy importante destacar como curiosidad adicional el nombre de Ganímedes, que de manera definitiva representa en la mitología griega a un bello príncipe troyano que se convirtió en el amante de varios dioses griegos, incluido el todopoderoso Zeus, quien se transformó en águila para secuestrarlo y llevarlo al monte Olimpo.

Su formación se produjo por acrecimiento, todo esto debido a que los expertos creen que Ganímedes se formó por un proceso de acumulación de gas y polvo que quedó después de la formación de Júpiter, el mismo proceso que siguieron otros cuerpos como Calisto, dado que Ganímedes se formó más cerca de Júpiter que Calisto, el gas residual y el polvo eran más densos, lo que significa que éste tuvo un proceso de formación acelerado que no debió ir más allá de los diez mil años, una cifra sensiblemente inferior a los cien mil años que tardó aproximadamente en formarse Calisto.

Ese menor tiempo de acrecimiento y la presencia de un material más denso hicieron que el calor generado por el acrecimiento no escapara, lo que ayuda a explicar la presencia de un núcleo metálico fundido, de las diferentes capas de hielo y del supuesto océano de agua líquida que esconde bajo su superficie.

Ganímedes es la mayor luna de Júpiter y también del Sistema Solar, se ha comprobado según las observaciones y múltiples estudios que cuenta con un gran océano subterráneo que contiene más agua líquida que la que hay en la tierra, según cálculos, esta gran masa de agua salada tendría unos cien kilómetros de profundidad, diez veces más que los océanos más profundos de la tierra.

Basándose en los modelos teóricos que usan para sus investigaciones, desde los años setentas del siglo pasado los científicos ya pensaban que este satélite podía tener un gran océano, este es un resultado importante porque afianza la idea de que ese océano de agua líquida existe. Conoce más sobre la Luna más grande del sistema solar aquí.

Aún siguen las investigaciones, siguen las exploraciones con tecnología de vanguardia, para analizar comportamientos, movimiento y evolución de esta gran luna, la más grande del sistema solar que aloja en si abundante cantidad de agua salada, más que la existente en el planeta tierra.

Conclusión

Son diversos los estudios realizados por la nasa a esta la luna más grande del sistema solar, y aún siguen las observaciones, pues un nuevo estudio realizado por un equipo de astrónomos de la nasa sugiere que el agua del océano salado de Ganímedes podría estar en contacto con su fondo rocoso de tal manera que haría posible todo tipo de reacciones químicas incluyendo, tal vez, las que llevaron al surgimiento de la vida en la Tierra. El océano gigante que se esconde debajo de la corteza helada de la luna más grande del Sistema Solar que fue descubierta en la década de 1990.

Hasta la fecha los científicos descartan cualquier interacción de agua y roca al creer que había otra capa de hielo situada en la parte inferior del océano, mas sin embargo y de acuerdo con el estudio la composición interna de esta luna es mucho más complicada, con varias capas de hielo y agua apiladas una encima de la otra, de tal manera que el líquido sí está en contacto con la roca en la parte inferior.

Conoce más sobre el universo, mira esta información sobre el sol.

Esperemos a ver que nuevos estudios son realizados, pues esta luna considerada la más grande del sistema solar, es sin lugar a dudas el más parecido al planeta tierra, y si continúan los estudios de la nasa será simplemente para definir de manera contundente si existe la posibilidad de que exista vida en Ganímedes, quedará entonces en evidencia tras todas la investigaciones en un futuro no muy lejano. Esperamos que hayas aprendido un poco sobre la Luna más grande del sistema solar.

Comparta con familiares y amigos:

Artículos relacionados

Arañas rojas minusculas en casa

Arañas rojas minusculas en casa

Las enfermedades de transmisión (O enfermedades transmisibles) ocasionan muchas veces una carga de morbilidad o de mortalidad en el continente americano. La cantidad de defunciones debido a una enfermedad de transmisión es alta en comparación con otro tipo de enfermedades. Hoy te enseñaremos sobre las características de las enfermedades transmisibles.
Cuando se trata de la definición de estas enfermedades, su explicación puede ser sencilla y concisa: Enfermedades que podemos transmitir a otras personas. Se pueden transmitir de manera directa o indirecta y no siempre es necesario el contacto físico para contagiar a otra persona con tu misma enfermedad.

Misterio del triángulo de las bermudas

Misterio del triángulo de las bermudas

Desde mediados del siglo pasado se empezó a hablar de las desapariciones de barcos y aviones en el Triángulo de las Bermudas, son muchas las investigaciones y teorías que se realizan permanentemente algunos especialistas afirman que las responsables de las catástrofes sucedidas en el triángulo de las bermudas serían unas olas gigantes que pueden superar los 30 metros de altura, son una especie de olas relámpago que duran muy poquitos minutos pero debido a sus características son capaces de hundir rápidamente grandes buques y aviones, que desaparecerían sin dejar rastro, su origen estaría en las violentas tormentas que se forman en esta zona del océano. Te hablaremos sobre el Misterio del triángulo de las bermudas.

Cómo se produce un tsunami

Cómo se produce un tsunami

Un tsunami es una serie de enormes olas oceánicas creadas por un disturbio submarino, que incluyen como causas fundamentales los terremotos, algunos deslizamientos de tierra, erupciones volcánicas, impactos de meteoritos entre otros. Te diremos Cómo se produce un tsunami.
En el momento en que un tsunami es creado, puede desplazarse muy fácilmente a cientos de millas por hora en el océano logrando alcanzar la tierra con olas de más de cien pies de altura, provocando inundaciones que causan gran daño a la orilla y en tierra firme.