Perros en Adopción

5/5 - (1 voto)

Comparta con familiares y amigos:

5/5 - (1 voto)

Los perros son los mejores amigos del hombre, pero a pesar que hay familias felices con su mascota, también tenemos otra cruda realidad, perros abandonados que necesitan ser adoptados. Los perros en adopción son una manera más cariñosa de darle un hogar a un perro, no es lo mismo comprar un cachorro que lo buscas con raza y características especiales y lo compras en una tienda de mascota, o ir a una perrera o recoger un perro de la calle que quizás está herido o maltratado y necesita del cariño de una familia, que lo consienta y lo haga sentir feliz y saludable.

Los perros en adopción son una nueva realidad más amorosa, una nueva oportunidad de vida para él, pero también una oportunidad y aprendizaje para ti porque no solo le darás cariño sino estarás salvando la vida de un perro que quizás ha sufrido una experiencia traumática, abandono, desamparo e incluso maltrato de sus antiguos dueños. En perreras siempre hay perros cariñosos, amigables y juguetones que esperan por ser adoptados y darle una oportunidad de vida. Perros en adopción.

El 27 de julio de 2008, por iniciativa de un estudiante chileno, se conmemora el Día Internacional del Perro Callejero. Esta iniciativa es creada para crear una conciencia colectiva y ayudar a los perros en condición de calle y así fomentar la adopción de perros.

CAUSA DEL ABANDONO

Perros en adopción

Recurrentemente existen perros en adopción, muchas veces hay familias que tienen perros y al tener crías sin control no cuentan con el espacio o condiciones económicas para tener más perros en su casa por esa causa lo dan en adopción o lo regalan a familias vecinas, pero hay casos más crueles que los abandonan en lugares lejanos esperando que alguien lo rescate o simplemente mueran por falta de atención. Hay muchos Perros en adopción.

En el caso de no contar con el espacio, este tipo de abandono suele presentarse en familias que viven en espacios muy reducidos o apartamentos y dadas las condiciones deben abandonar a la cría de su mascota querida por no contar con lugar para otra y son dados en adopción pero con tristeza, esas familias quisiera quedarse con su cachorro pero no lo hacen por sus condiciones de entorno, así que lo llevan a centros de adopción o publican en sus redes que dan en adopción al cachorro.

Cuando son abandonados por condiciones económicas, muchas familias no cuentan con los ingresos necesarios para tener más de un perro, el costo de su alimentación puede ser alto, dependiendo del tamaño del perro necesita espacios más grande, el control del veterinario puede ser costoso, entonces limita a las familias a darle una buena calidad de vida a su perro, por ello en vez de tener varios y darle cualquier tipo de comida, optan por tener uno o dos perros pero que tengan una buena alimentación y condiciones adecuadas de vida. Perros en adopción.

Pero existen familias que abandonan los perros a su suerte, ya sea porque no cuentan con espacio, recursos económicos o porque son personas crueles con sus perros y al no quererlos se cansan de tenerlos, los maltratan y lo dejan en cualquier lugar abandonado para que alguien lo rescate o para que sucumba por la falta de comida y de tristeza por no estar en una familia.

Hoy en día se ve muchos perros en las calles y desconocemos las causas exactas de porque están allí, estos perros callejeros algunas veces pueden ser agresivos o están siempre alerta cuando alguien se le acerca, de igual manera siempre hay gente buena que les da agua y comida pero que no puede llevarlos a su casa porque no tienen las condiciones para ello. Pon a tus Perros en adopción si no los quieres.

ADOPTA UN PERRO

Adopta un Perro

Un perro en adopción es un regalo para la familia, un regalo para él, porque muchos perros que están en perreras o en albergues corren el riesgo de ser sacrificados por falta de familia, si llevan mucho tiempo esperando para ser adoptados pueden incrementar los gastos de la perrera convirtiéndose en gastos no esperados para los administradores de dichos establecimientos.

Siempre será mejor adoptar un perro que ir a comprar uno. Un perro en adopción es un ser vivo que necesita de cariño de familia para ser feliz, mientras que si compras uno estás apoyando a las tiendas de mascotas a incrementar las camadas o crías sin control solo con el único motivo de beneficiarse con la venta de perros, cuando deberían darlos en adopción. Un perro es un amigo, no un juguete que se puede comprar en cualquier tienda.

Existen albergues que tienen perros de todas las razas, chicos y grandes, si quieres una mascota esta es la mejor manera de adquirir uno, si es una mascota para un niño, ir al albergue y darle la oportunidad de ver a todos los perros y escoger el que más le gusta, no solo lo llenará de felicidad, sino que también estás educando a ese niño a ser una persona más consciente del problema que existe con los perros de la calle. Ese niño le dará mucho amor a su perro porque puede conocer los motivos que hicieron que ese perro llegará allí pero también aprenderá una responsabilidad y deseo de protección al no querer que su perro vuelva al albergue o que existan más perro en la calle. Les comentará a sus amiguitos que lo adoptó y otros niños querrán tener perros adoptados y así se regará la voz por el mundo.

Adoptar un perro te hace un mejor ser humano, no solo tendrás una mascota a quien puedes darle todo el amor y cariño que necesita, sino estarás colaborando a concienciar a la sociedad que los perros son seres vivos que merecen nuestra atención y cuidado. Tener un perro de dará beneficios emocionales, tales como:

  • Mayor comunicación con otras personas, siempre se te acercaran para acariciar al perro y buscan conversación.
  • Ayuda a los niños a tener una mejor autoestima y desarrollar empatía por otros seres vivos.
  • Apoyo social a quien han pasado por una pérdida familiar.
  • Disminuyen la sensación de soledad, tienes alguien a quien entrenar y con quien hablar.

Así que si quieres un perro adóptalo, solo necesitas ser mayor de edad, contar con un domicilio y un gran compromiso para no abandonarlo, esta nueva mascota te dará muchas buenas razones para ser feliz.

Mira a qué edad dejan de crecer los caninos.

CONSEJOS PARA AYUDARLOS A SENTIRSE EN CASA

Consejos para ayudarlos a sentirse en casa

Es muy importante enfatizar que nuestro perro adoptado se sentirá extraño contigo y con su nuevo hogar, con el pasar de los días te aceptará a ti y sabrá comportarse en su nuevo hogar. Al llegar a casa con un perro adoptado, debes asegurarte de darle las mejores condiciones para ayudarlos a sentirse en casa:

  • Al llegar a la casa presenta con cuidado tu perro a los miembros de la familia, debe olfatearlos y familiarizarse con todos, deben demostrarle mucho cariño para que se sientan cómodos.
  • Lo primero es crearle su espacio, puedes comprarle una casa o hacerle una de una manera simple. Lo importante es tener un sitio donde pueda reposar, descansar y dormir. Un cojín y una manta para que se sienta caliente y cómodo.
  • Como no sabes cómo se comportará lo mejor es adecuar un espacio vació donde pueda desenvolverse y sentirse seguro. El living es un buen lugar para su primera noche, pero debemos evitar dejar cosas que pueda morder en el suelo.
  • Debe tener su propia vajilla, un plato para comer y otro para el agua. Los hay de diferentes estilos, el que más te guste o se adapte a tu decoración.
  • Para sus primeros días, es bueno que coma lo mismo que le daban en el albergue. Y luego ir cambiando de a poco a la nueva comida que queremos darle. Su alimentación es muy importante, dale un buen alimento y mantéenlo siempre con agua fresca.
  • Con ayuda de la familia dale un nombre y empieza a llamarlo con cariño hasta que se identifique con él.
  • Si es de tu gusto, cómprale una correa y collar con su nombre para que este identificado. Cuando salgan a pasear pueda estar seguro.
  • Cepillarlo con frecuencia ayuda a que su pelaje este más bonito también es un momento de contacto para que se sienta seguro y querido.
  • Cómprale juguetes de plásticos que sean lavables para que se sienta atendido.
  • Establece una rutina con él, ya sea de juegos o solo salir a pasear. Debe sentir que es miembro de la casa, no se tiene un perro solo para que cuide la casa, debe ser tu amigo, darle cariño y hacerlo sentir feliz.
  • Créale hábitos para que coma a cierta hora, duerma o haga ejercicios, o sacarlos para hacer sus necesidades o un lugar especial para ello.
  • Llévalo al veterinario durante la primera semana de su estadía para garantizar que este con una buena condición de salud.

Para un perro en adopción es un cambio muy radical dejar un albergue que le ha dado protección e incorporarse a un nuevo hogar, todo es desconocido, todo es nuevo, olores y rostros. Por eso hay que tratarlos con mucho cariño y paciencia hasta que se adapten a su nuevo hogar.

Conclusión

Los perros en adopción no solo necesitan de cuidados, buena alimentación sino también de cariño y hacerlos sentir bienvenidos a su nuevo hogar. Los perros necesitan estar con los humanos para sentirse seguros, pero también con otros perros, deben aprender a socializarse con otros, por eso es recomendable sacarlo a pasear una vez al día. Es un proceso muy importante para que pueda desarrollarse adecuadamente o eliminar algunos miedos o agresividad con otros perros o con personas. Deben aprender a compartir con otras personas, porque al estar en un albergue suelen estar tímidos y nerviosos. Por eso la adaptación de un perro depende mucho de la paciencia y de la integración que le de su nuevo dueño en el hogar.

Al momento de adoptar un perro debes tener en cuenta si cuentas con el espacio en tu casa para tenerlo, asumir los gastos que conlleva criarlos, si tienes tiempo para dedicarle, y darle una buena calidad de vida. Porque adoptarlo no es solo sacarlo del albergue y sentirte satisfecha de hacerlo, debes tener la mejor disposición para amarlos ya que ahora será otro miembro más de la familia, así que necesitará todo el cariño y amor que puedas darle para que su vida a tu lado sea feliz y saludable.

Comparta con familiares y amigos:

Artículos relacionados

Qué hacer con una gata en celo

Qué hacer con una gata en celo

Las enfermedades de transmisión (O enfermedades transmisibles) ocasionan muchas veces una carga de morbilidad o de mortalidad en el continente americano. La cantidad de defunciones debido a una enfermedad de transmisión es alta en comparación con otro tipo de enfermedades. Hoy te enseñaremos sobre las características de las enfermedades transmisibles.
Cuando se trata de la definición de estas enfermedades, su explicación puede ser sencilla y concisa: Enfermedades que podemos transmitir a otras personas. Se pueden transmitir de manera directa o indirecta y no siempre es necesario el contacto físico para contagiar a otra persona con tu misma enfermedad.

Gatos cuando abren los ojos

Gatos cuando abren los ojos

Las enfermedades de transmisión (O enfermedades transmisibles) ocasionan muchas veces una carga de morbilidad o de mortalidad en el continente americano. La cantidad de defunciones debido a una enfermedad de transmisión es alta en comparación con otro tipo de enfermedades. Hoy te enseñaremos sobre las características de las enfermedades transmisibles.
Cuando se trata de la definición de estas enfermedades, su explicación puede ser sencilla y concisa: Enfermedades que podemos transmitir a otras personas. Se pueden transmitir de manera directa o indirecta y no siempre es necesario el contacto físico para contagiar a otra persona con tu misma enfermedad.

Cuantos dientes tiene un perro

Cuantos dientes tiene un perro

Las enfermedades de transmisión (O enfermedades transmisibles) ocasionan muchas veces una carga de morbilidad o de mortalidad en el continente americano. La cantidad de defunciones debido a una enfermedad de transmisión es alta en comparación con otro tipo de enfermedades. Hoy te enseñaremos sobre las características de las enfermedades transmisibles.
Cuando se trata de la definición de estas enfermedades, su explicación puede ser sencilla y concisa: Enfermedades que podemos transmitir a otras personas. Se pueden transmitir de manera directa o indirecta y no siempre es necesario el contacto físico para contagiar a otra persona con tu misma enfermedad.